(CNN) — La muerte de la directora de fotografía Halyna Hutchins en el rodaje de la película Rust en 2021 conmocionó a la industria del cine y la cubrió de luto.

Hutchins, una periodista que se convirtió en directora de fotografía, murió después de que el protagonista y productor ejecutivo de la película, Alec Baldwin, disparara una pistola de utilería mientras ensayaba una escena.

Ella tenía 42 años.

El director de Joel Souza, de 48 años, también resultó herido durante el incidente.

Baldwin y la especialista encargada de las armas en el rodaje enfrentan cargos penales de homicidio involuntario, según anunció la fiscalía este jueves.

Baldwin afirma que no sabía que el arma que disparó en el rodaje contenía una bala real.

A Hutchins le sobreviven su marido, Matthew, y su hijo pequeño.

Halyna Hutchins con su familia en 2021. (Crédito: Instagram @mhutchins777)

Halyna Hutchins con su familia en 2021. (Crédito: Instagram @mhutchins777)

Su camino a Hollywood

Hutchins participó en una transmisión en vivo de Blackmagic Collective en abril de 2021, en la que habló de su forma de hacer cine.

«Me gustan las historias basadas en la realidad o en personajes reales, pero mi parte favorita es crear el mundo en el que se desarrolla la historia», dijo.

Originaria de Ucrania, Hutchins creció en una base militar soviética en el Círculo Polar Ártico, «rodeada de renos y submarinos nucleares», según su página web. Se licenció en Periodismo Internacional por la Universidad Nacional de Kyiv.

Trabajó como periodista de investigación en producciones documentales británicas en Europa, donde realizó documentales para BBC y Discovery antes de trasladarse a Nueva York.

«En Nueva York me dediqué de lleno a la fotografía», dijo Hutchins en una entrevista para ‘Why Women Are Excelling in Hollywood’ publicada en YouTube meses antes de su muerte. «Hice mucha fotografía de moda y, en realidad, quería hacer películas artísticas. Algo a gran escala, hermoso, cine de arte y ensayo».

Su «vocación»

«Cuando me mudé a Los Ángeles, intenté descifrar cuál sería el siguiente paso», explicó. «¿Por dónde empiezas cuando no conoces a nadie? ¿Por dónde comenzar?».

Eso la llevó a un curso de extensión en dirección de la UCLA «solo para empaparme del tema», recordó Hutchins. Pronto se dio cuenta de que le gustaba más la fotografía que la dirección.

«Allí rodé como 15 cortometrajes», dice. «Seguí rodando y pensé que probablemente esa era mi vocación».

Amor por el American Film Institute

Hutchins trabajó con una empresa de iluminación y luego asistió a lo que ella llamó «la mejor institución para mi profesión», el Conservatorio del American Film Institute (AFI), donde se graduó en 2015.

La cineasta Halyna Hutchins en el Festival de Cine de Sundance en 2018. (Crédito: Sonia Recchia/Getty Images)

La cineasta Halyna Hutchins en el Festival de Cine de Sundance en 2018. (Crédito: Sonia Recchia/Getty Images)

Después de su muerte, el actor Jensen Ackles, quien trabajó con Hutchins en Rust, publicó en Instagram que había donado a un fondo de becas de la AFI en su nombre.

«A principios de la semana pasada me sentí obligado a decirle a Halyna lo increíble que pensaba que era. Le dije lo increíbles que me parecían sus tomas de cámara y lo emocionante que era verla trabajar a ella y a su equipo», escribió. «De verdad. Se rió, me dio las gracias y me abrazó. Estaré siempre agradecido de que tuviéramos ese momento».

Cómo eligió sus proyectos

Durante la transmisión en vivo de Blackmagic Collective, Hutchins compartió lo que la atraía de las diferentes películas.

«La base de los personajes es la parte más emocionante para mí», dijo. «Si puedo emprender un viaje con los personajes. El género no importa realmente, es solo el entorno que creas a su alrededor para transmitir el viaje del personaje».

«Si quiero ver una película así, me gustaría hacerla», afirmó.

Cuando se le preguntó durante la entrevista de ‘Why Women Are Excelling in Hollywood’ qué era lo que le atraía de la cinematografía, Hutchins dio una respuesta sincera.

«Es una pasión», dijo. «Una vez que te pica el gusanillo, no puedes salir de ahí».





Source link